sábado, 11 de septiembre de 2010

Nueva oportunidad

Dicen que hace muchos, muchos años una joven hermosa,  recién cumplido sus 17 años conoció al que sería el amor de su vida.
Se amaban tanto!! que decidieron casarse.
Se hicieron una promesa,  nunca abandonarse en ninguna circunstancia. El destino quiso que ella muriera de una extraña enfermedad, apenas cuando hacía meses de casados. El creyó morir, y en sus oraciones por ella, pedía a Dios que la tratase como a un ángel,  por que eso era.

Pasados unos días desde que ella murió, él caminaba por los campos recordando cada momento vivido, sus sueños, sus planes, sus promesas. Se recostó a descansar bajo los árboles y se quedó dormido. Un dulce aroma a jazmines lo despertó y vio como el cielo se abría y depositaba junto él, a la hermosa joven, convertida en ángel. Ella tocó el suelo y el cielo se cerró, sus alitas se volvieron transparentes y una lluvia dulce los bañó.  Se miraron tan dulcemente que se amaron con la mirada. Ambos cayeron en un profundo sueño, el canto de las aves los despertó al amanecer.



Ninguno de los dos, recordaba lo pasado. Caminaron a casa tomados de la mano. Por dónde pasaran, dejaban aroma a jazmines y alguna plumita blanca, que algún día, podía descubrir que en la tierra desde ese día había un  nuevo ángel.

5 comentarios:

  1. Tierno, romántico y bellisimo Yeruti, me ha gustado pasar
    Gracias amiga por tu visita a mi blog
    Un beso
    Stella

    ResponderEliminar
  2. Gracias amiga por comparir una entrada tán bella y con mucho sentimiento.Quiero darte las gracias por hacerte seguidora de mi blog NOS NECESITan y pedirte que cuando puedas regreses y veas el video

    ResponderEliminar
  3. Te hará bién,te loprometo.
    Recibe mi cariño Victoria

    ResponderEliminar
  4. Hola, gracias por pasarte por mi blog, te devuelvo la visita.
    Bellísimo cuento, con mucho amor y ternura.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Que bello relato, cuanta ternura, cuanto amor
    Dime negri!! qué no puede el amor, qué?
    Un placer leerte
    Besos de luz a ti
    Monica

    ResponderEliminar